El espíritu que anima la Escuela es producir un espacio de formación de terapeutas con una visión clínica, holística y humanista en el arte de curar. De esta manera vamos a articular la enseñanza de un conjunto de campos de saberes sanadores interconectados entre sí, basados en una transmisión experiencia y con una orientación espiritual, produciendo así, integración de visiones y talentos en función de ayudar al que sufre y padece. Aprender y que ayude a desarrollar, en los alumnos, sentido crítico, creatividad, procesos de pensamiento, capaces de comprender el dolor de las personas y la mejor manera de brindarles ayuda, valores de solidaridad, respeto, justicia, y compasión por el prójimo, habilidad para trabajar en equipo y para asumir el rol de líderes en el campo de las ciencias terapéuticas; proponiéndose a llegar a construir una dimensión de llegada internacional y no sólo restringida a México.

Eduardo H. Grecco

Edward Bach

Edward Bach (1886-1936), por mucho que nos parezca, un gran desconocido. Conocemos sus cualificaciones médicas, algo de su trabajo con las Flores y algo de las Flores. Pero eso es solamente una parte de su trabajo. Al final de su vida, él calificó a su trabajo como la Gran Obra. Las Flores que él seleccionó y sistematizó, son mucho más, cuando se comprenden, que unas gotitas a ingerir, pero lamentablemente en muchas ocasiones no se va más allá de: "Mimulus para los miedos conocidos". Cuanto más se investiga, y más se descubre en la vida del doctor Bach, más claros se hacen sus periodos de frustración y de soledad, y así, poco a poco, se va descubriendo a un hombre excepcional.

Edward Bach, médico, gran conocedor de la Homeopatía, Venerable Maestro en la Masonería, conocedor de las grandes religiones en su sentido de "re-ligare" - "volver a unir", entusiasmado por Gales, que se esforzó por mantener su encarnación siendo fiel a sí mismo, sigue siendo, después de 75 años después de su muerte, alguien a quién leer y estudiar con detalle y comprender la verdadera dimensión de su Obra.

 

Dinorah Ramos Levy

“Lago Floral” surgió como una inquietud, en la continua búsqueda de crear cada día, más espacios para difundir las novísimas investigaciones y descubrimientos que surgen en el camino Floral; asimismo, abrir ámbitos de futuros encuentros.

 

OBJETIVOS DE “LAGO FLORAL”:

• Ser un espacio de encuentro entre terapeutas Florales y amigos de la salud.

• Presentar a los más ilustres maestros Florales mexicanos y extranjeros.

• Mostrar las grandes investigaciones y novedades sobre la terapéutica Floral.

• Regresar y practicar las enseñanzas de Bach en la vida cotidiana y espiritual, así como lo que dejó implícito en su obra.

• Recordar/ crear/retomar los pasos rituales, simbólicos en el camino Floral.

• Reencontrarse con el pasado histórico de la enseñanza Floral, en un presente necesitado de respuestas, lleno de sufrimiento y cambios, necesitado de alivio y cura de padecimientos psicosomáticos.

• Invitar en cada Congreso a un Maestro o Científico Mexicano, distinguido por sus investigaciones y trabajo en el área de la salud física, mental o espiritual.

 

Uno de mis más fervientes deseos es que, al concluir el Congreso, retornen a sus lugares plenos de reflexiones, se disciplinen, trabajen, para que en su momento cosechen, y cuando cosechen sonrían; entonces aprenderán a ser personas en total plenitud, sin afectaciones ni posturas rígidas. Seres plenos, naturales, de sonrisa espontánea, cuyo deseo de servir, vaya acompañado solamente del deseo de servir. Y cuando lleguen a donde quieran llegar, lo hagan con íntegra conciencia, y pletóricos de la felicidad más absoluta que es el derecho de todo ser viviente.

CONTÁCTANOS

(33) 31-21-65-97

(044) 333-156-93-05

lagofloral@gmail.com

©  Lago Floral, Derechos Reservados